En MiCochinito.com estamos muy orgullosos de dar por inaugurada esta sección, en donde compartiremos todas las historias de los cochinitos exitosos de nuestra plataforma. ¿Quiénes están detrás? ¿Qué hacen? ¿Qué los motiva? ¿Hacia dónde van?

Y tú que estás leyendo: Esperamos tener la oportunidad de escribir sobre ti muy pronto.

Hoy queremos empezar platicándote sobre uno de nuestros cochinitos más impactantes, pues no sólo fue exitoso alcanzando la meta que se propuso en tiempo y forma, sino que la sextuplicó, es decir, juntó seis veces más de lo que pidió, en menos de un mes.

¿La mejor parte? Definitivamente no fue un emprendedor que pasó desapercibido, pues el proyecto lo encabezó la Madre Cecilia Lozano, Superiora General de Las Misioneras de la Madre de Dios.

El cochinito La Misión, cuyo video, descripción, recompensas y contacto puedes encontrar en la sección de Exitosos de nuestra plataforma, fue parte de la Venture Week de la Universidad Anáhuac Mayab, semana en donde estudiantes de varias carreras conforman equipos multidisciplinarios para trabajar con un proyecto emprendedor que debe tener un impacto positivo en su comunidad.

La Madre Cecilia, como estudiante de la carrera de psicología de la misma universidad, propuso a sus compañeros dedicar el proyecto a su casa, con el objetivo de apoyar al sostenimiento de sus misiones, que están dirigidas a los más necesitados, no sólo en Mérida sino en distintos lugares, desde su fundación en 1980.

Para poder compartir alegría a través de sus misiones, las hermanas normalmente venden varios productos hechos por ellas mismas, que en esta campaña se convirtieron en las recompensas para las personas que desearan apadrinar su cochinito. Su producto más popular es el jarabe de agua de horchata, cuya preparación artesanal se muestra paso a paso en el video utilizado para la campaña.

Con el dinero recaudado a través del cochinito La Misión, se comprará un molino más grande para satisfacer la demanda de este producto, y así poder empezar también el proceso de patente y registro de la marca.

Pero seguro te sigues preguntando, ¿cómo es que lograron juntar tanto dinero? A nosotros también nos intrigó, por lo que platicamos con la Madre Cecilia y nos compartió sus secretos.

Lo más importante fue su motivación y persistencia para liderar a su equipo, a pesar de los retos a los que también se enfrentaron. Ella nos dijo: “Siempre me ha interesado llevar a cabo de principio a fin cualquier proyecto, cualquier meta, con decisión, con responsabilidad.”

Además, ella opina que todos llevamos dentro un alma emprendedora, sin importar lo que estudiemos o a lo que nos dediquemos. Desde su perspectiva como psicóloga, creer que las cosas se pueden lograr, mientras se pone el empeño y se buscan los medios adecuados para lograrlo, es lo que puede convertir cualquier sueño en una realidad.

Los padrinos de este cochinito fueron personas que tienen algún tipo de contacto con las hermanas de la congregación. Ella nos platica que todos mostraron mucho apoyo y alegría cuando se enteraron de la campaña, incluso personas que estaban lejos y sabían que no iban a poder tener su recompensa. Todos se mostraron muy abiertos y generosos en querer apoyar hasta el último momento.

Con este cochinito, ellas se dieron cuenta de que cuentan con el apoyo incondicional de personas que están agradecidas con ellas por distintos motivos.

Muchas de estas personas no tienen acceso a internet, o lo tenían, pero se les dificultaba seguir los pasos para apadrinar, especialmente las personas mayores de edad, por lo que designaron a una persona para que con toda la paciencia y amor les explicara cómo realizarlo. Además, al detectar esta situación, al equipo se le ocurrió empezar a realizar ventas de las recompensas de forma presencial, y después ir depositándole lo recaudado al cochinito.

Finalmente, le preguntamos a la Madre Cecilia cuál fue su motivación: “Mi deseo de apoyar a mi congregación y a la vez el sentido de responsabilidad. El creer que se pueden hacer las cosas, aunque sean difíciles, o aunque considere que no es mi rama o nunca había hecho un tipo de proyecto como éste. Tener la confianza en que se puede ser emprendedor y buscar el beneficio, el avance, de otras personas, o hasta de una congregación.”

Para ver su cochinito, puedes entrar a esta liga: https://www.micochinito.com/cochinito/vws-la-mision